La familia española

Dixie Bungard, University of Arizona.

La experiencia de “vivir con una familia española” es una parte muy importante de la experiencia del Instituto Franklin-UAH. Les enseña muchas partes de la cultura española a los estudiantes que nunca verían si vivieran en un apartamento. También les ofrece a los estudiantes la experiencia de poder conocer a estudiantes españoles porque los estudiantes de la universidad aquí viven en casa con sus padres.

Durante los estudios aquí en España con el Instituto Franklin-UAH, los estudiantes se alojan con familias españolas. Esto se hace con el objetivo de que los estudiantes puedan integrarse mejor en la cultura de España. Vivir en una casa española les enseña las costumbres, las comidas, y el idioma de España. Creo que “vivir con una familia” es una parte muy importante de la experiencia del Instituto Franklin-UAH. Muchos de los estudiantes vienen aquí por dos razones: para aprender español y para tener la experiencia de vivir en una cultura nueva. “Vivir con una familia” ofrece estas dos cosas a los estudiantes. Si los estudiantes del Instituto Franklin-UAH se alojaran en un apartamento o en la residencia no tendrían la experiencia que tienen en las casas de los españoles. Alojarse en una casa española les ofrece la oportunidad de ver cómo vive una familia de aquí y de conocer una cultura nueva de una manera diferente.

Una parte de la cultura que el “vivir con una familia española” te ofrece es la comida. Vivir en la casa de españoles es la mejor manera de probar las comidas de la región. Cada día las familias ofrecen a los estudiantes comidas muy ricas y muy españolas que nunca probarían en caso de no alojarse en casas de españoles. Otra parte de la cultura es ver el horario de una familia española. El horario de España es muy diferente al horario de los Estados Unidos. La diferencia más grande entre los dos horarios es la hora de la siesta. La idea de salir de trabajar, venir a casa, comer con la familia y entonces regresar al trabajo otra vez no existe en los Estados Unidos. Con las vidas tan ocupadas de las personas de los Estados Unidos no hay tiempo para la hora de la siesta. Otra diferencia entre los dos horarios es la hora de acostarse. Aquí en España es mucho más tarde que en los Estados Unidos. Hay que vivir en la casa de españoles para ver que cada noche no se acuestan hasta 12.

mesaEste semestre muchos de los estudiantes del Instituto Franklin-UAH tienen más de 18 años y menos de 25. Por eso algunos no piensan que sea necesario vivir en una casa con una familia. Los estudiantes que piensan eso lo piensan porque en los Estados Unidos los estudiantes salen de casa de sus padres cuando tienen entre 18 y 20 años. Si estos estudiantes fueran de España y estudiasen en la universidad vivirían en casa de sus padres porque así es como viven los españoles.

La familia con la que vivo tiene una hija de 25 años que no tiene ninguna prisa por marchar de casa. Ella tiene un trabajo muy bueno y es muy responsable. Creo que podría vivir sola si quisiese, pero no quiere. Está contenta quedándose en casa de sus padres. Esto es muy diferente en los Estados Unidos. Cuando tienes más de 18 años, y tienes un buen trabajo y no hay una razón para quedarte en la casa de tus padres, sales de su casa y vives solo. Aquí no. Aquí las personas me han dicho que los jóvenes no salen de casa de sus padres hasta que tienen 30 años. A mí me sorprendió mucho pero ahora veo que solo es una manera diferente de vivir y tiene sentido, especialmente ahora durante la crisis. Esta parte de la cultura también demuestra la importancia que los españoles dan a la familia. Aquí la familia no se separa hasta que los niños están listos para crear sus propias familias. La familia es mucho más importante aquí en España y eso es una parte bellísima de la cultura española.

 

Author

Carlos Herrero Mtnez
Licenciado en Historia por la Universidad de Alcalá y Diploma de Estudios Avanzados en Historia Medieval. Ha participado en el proyecto Europeo CLIOHRES financiado por la UNESCO y la UE en el grupo “Frontiers and Identities” entre los años 2005 y 2009. Su interés investigador está centrado en Estudios Culturales, la formación de las identidades nacionales y los discursos de alteridad a lo largo de la Historia. Actualmente trabaja como profesor de Civilización y Cultura española en el Instituto Franklin-UAH.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Enter the text from the image below